Saltar al contenido

Cerradura Digital vs Cerradura Mecánica ¿Cuál es Mejor?

A la hora de hacer una comparativa de una cerradura digital vs cerradura mecánica para saber cuál es mejor, o la que mejor se ajuste a nuestras necesidades hemos de conocer sus diferentes características, ventajas e inconvenientes.

Entre los diversos tipos de cerraduras disponibles en el mercado actual, las cerraduras digitales se encuentran entre las más cómodas y fáciles de usar.

No requieren que el usuario memorice una combinación, y también permiten al propietario cambiar el código de la llave en cualquier momento.

Muchas de estas cerraduras electrónicas vienen con una luz que puede guiar al usuario a través del teclado.

Sin embargo, las cerraduras digitales tienen algunos inconvenientes. En primer lugar, son más caras. En segundo lugar, tienen una tasa de fallos del tres por ciento.

Un teclado que falla es relativamente fácil de sustituir, pero un problema más grave podría requerir la sustitución de la cerradura.

Además, una cerradura digital puede no durar más de 10 años. Esto no quiere decir que las cerraduras digitales no sean adecuadas para todas las circunstancias

Algunas personas prefieren las cerraduras mecánicas para la defensa del hogar o los pequeños negocios.

Por otro lado, las cerraduras de dial son una opción clásica. Tienen un bajo índice de fallos, no utilizan pilas y son resistentes a las roturas de hardware y a los sistemas electrónicos defectuosos.

Otra ventaja de las cerraduras de dial es su longevidad y su aspecto clásico. Sin embargo, la decisión entre cerraduras digitales y mecánicas es personal.

Ambos tipos de cerraduras tienen sus ventajas. Las cerraduras electrónicas son más cómodas y tienen un teclado luminoso.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que las cerraduras mecánicas requieren que se perfore un hueco en la puerta para poder instalarlas.

¿Qué tener en cuenta a la hora de elegir entre una cerradura digital o una cerradura mecánica?

Cada tipo de cerradura tiene sus pros y sus contras. En este artículo, analizaremos el coste, la durabilidad y la facilidad de uso de cada una de ellas.

La elección que haga dependerá en última instancia de sus necesidades específicas.

Precio

Si está pensando en sustituir la cerradura de su puerta, debe decidir entre una digital o una mecánica. Ambos tipos de cerraduras ofrecen diferentes ventajas.

cerradura digital vs cerradura mecánica

Una cerradura digital tiene una gama más amplia de funciones que una mecánica, y también es más segura. Una cerradura mecánica, por el contrario, requiere que se marque una combinación o se gire un dial para poder utilizarla.

Este tipo de cerradura puede ser una mejor opción para las personas que sufren problemas oculares o para las que no quieren cambiar la combinación tan a menudo.

Sin embargo, una cerradura digital tiene un precio, y deberá pagar más por ella que por una cerradura mecánica.

Una cerradura digital utiliza componentes electrónicos que se comunican entre sí. Esto significa que la cerradura puede funcionar tanto fuera de línea como en línea.

Estos sistemas también pueden configurarse para que respondan a los cambios de acceso, por lo que puede cambiar los permisos de acceso a distancia sin tener que pasar físicamente por las puertas.

Estos sistemas son ideales para edificios de varios inquilinos, ya que ofrecen entrada sin llave, y algunas versiones permiten incluso el cierre desde el interior y el exterior.

Una cerradura inteligente utiliza la tecnología de identificación por radiofrecuencia (RFID) para abrir y cerrar la puerta. Estas cerraduras cuestan entre 100 y 300 euros, y pueden utilizarse en una gran variedad de entornos.

Una cerradura inteligente puede controlarse mediante un teclado, Bluetooth o Wi-Fi. Estos sistemas no son tan cómodos como las cerraduras mecánicas, pero pueden ofrecer más seguridad.

Una cerradura mecánica también es más fiable que una electrónica. Sin embargo, los pros y los contras de cada tipo de cerradura suelen basarse en las preferencias personales.

Si no está seguro de cuál es la más adecuada para usted, lo mejor es elegir una mecánica. Es una buena idea comparar ambos tipos de cerraduras. Deberá asegurarse de considerar los pros y los contras de cada tipo antes de tomar una decisión.

Una cerradura digital es fácil de instalar, pero tendrás que seguir cuidadosamente las instrucciones de instalación. Si no confías en tus habilidades de bricolaje, puedes llamar a un manitas para que te ayude con la instalación.

Algunas cerraduras inteligentes tienen incluso aplicaciones que te permiten controlarlas con tu smartphone. Una cerradura inteligente puede incluso desbloquear la puerta cuando tu teléfono está cerca.

Una cerradura digital puede ser más cara que una cerradura mecánica. Una cerradura inteligente puede costar hasta 400 euros de media. Sin embargo, el coste puede ser menor si eliges un modelo asequible.

Una cerradura inteligente básica puede costar unos 150 euros, mientras que un modelo de gama alta con funciones biométricas le costará unos 1200 euros.

Una cerradura mecánica cuesta menos que una electrónica, pero es un poco más lenta. Si te equivocas, tendrás que reiniciar la cerradura, por lo que no es la opción ideal para un acceso de emergencia.

Una cerradura mecánica también puede desajustarse y requerir un cerrajero para restablecer la combinación.

Durabilidad

La durabilidad de las cerraduras mecánicas no siempre está directamente relacionada con la protección de seguridad que ofrecen.

Las llaves se desgastan con el tiempo debido al uso frecuente y a la oxidación, por lo que puede ser necesario sustituirlas.

Las llaves viejas también pueden atascarse dentro de la cerradura y romperse. Por otro lado, las cerraduras digitales son mucho más resistentes al desgaste debido a la falta de fricción.

Hay muchos factores que hay que tener en cuenta a la hora de elegir una cerradura. Una consideración importante es el tipo de edificio que tiene.

Por ejemplo, una cerradura en una zona húmeda debería tener protección contra la oxidación y ser lubricada regularmente.

También debe elegir una cerradura que proteja contra las copias no autorizadas. La vida útil de las cerraduras mecánicas puede ser de hasta 30 años, pero suelen durar entre 15 y 20 años.

Otra consideración importante es el nivel de seguridad. Una cerradura electrónica puede ser una mejor opción si le preocupa la seguridad de su hogar.

La durabilidad de estas cerraduras depende de la calidad y el coste de la cerradura. Las cerraduras baratas pueden ser tan fiables como las de alta calidad.

Una caja fuerte para armas con teclado electrónico es más segura que una con cerradura mecánica, por ejemplo.

Otro factor a tener en cuenta es el tipo de puerta que tiene. Una puerta mecánica requiere un mayor nivel de seguridad que una digital.

Una cerradura digital será más cómoda de gestionar en una instalación con muchas puertas. El administrador de la instalación tendrá el control de los derechos de acceso sin tener que sustituir la cerradura si se pierde o se rompe una llave. Además, una cerradura digital permite tener una sola llave para toda la instalación.

La facilidad de uso de las cerraduras electrónicas es otra consideración. Las cerraduras mecánicas requieren una llave para abrirse y pueden ser difíciles de usar para una persona normal.

Además, las cerraduras mecánicas requieren un número preciso de combinaciones para ser abiertas. También son difíciles de usar en la oscuridad o si su vista no es muy buena. Muchas cerraduras electrónicas tienen luces, lo que facilita su uso.

Algunos fabricantes de cajas fuertes electrónicas ofrecen incluso la reparación gratuita de sus cerraduras electrónicas. Sin embargo, esto no se extiende necesariamente a la propia puerta.

Para reparar una cerradura mecánica, un cerrajero tendrá que hacer un agujero en la puerta. Puede que sea necesario trasladar la caja fuerte al exterior.

Aunque las cerraduras electrónicas pueden ser más cómodas, no son tan duraderas como las mecánicas.

Ambos tipos de cerraduras tienen sus pros y sus contras. Sin embargo, si su principal preocupación es la seguridad, las cerraduras digitales son mejores que las mecánicas.

Estas modernas cerraduras están diseñadas para evitar la entrada no autorizada. Mientras que algunos usuarios pueden identificar sus preferencias a primera vista, otros tendrán que sopesar los pros y los contras de cada opción antes de tomar la decisión final.

Facilidad de uso

A la hora de decidir entre cerraduras digitales y mecánicas, la facilidad de uso es un factor importante. Ambas tienen sus pros y sus contras.

Los que acceden con frecuencia a las cajas fuertes necesitan poder abrirlas rápidamente, y los que quieren gestionar varios grupos de usuarios necesitan una cerradura que sea cómoda y segura a la vez.

Afortunadamente, la mayoría de las cerraduras digitales y mecánicas comparten las mismas dimensiones de montaje, por lo que los usuarios pueden cambiar fácilmente entre ambas si lo desean.

Las principales ventajas de las cerraduras electrónicas sobre las mecánicas son una mayor seguridad, automatización y comodidad.

Pero estas ventajas sólo pueden obtenerse si la cerradura es compatible con otros dispositivos. Si está planeando construir una casa inteligente, las cerraduras mecánicas no serán compatibles.

Las cerraduras mecánicas, en cambio, no requieren cambios de batería ni actualizaciones de software.

¿Qué es una cerradura electrónica?

Una cerradura electrónica es una cerradura que funciona con corriente eléctrica. Este tipo de cerradura puede ser un dispositivo autónomo o uno que tiene un conjunto de control electrónico montado directamente en él.

cerradura electrónica

Las cerraduras eléctricas suelen ser más seguras que las mecánicas y son útiles para asegurar puertas y ventanas. Estos dispositivos funcionan detectando las corrientes eléctricas en una habitación.

Una cerradura electrónica también puede ser controlada por voz, y algunas de ellas pueden alertar al usuario mediante señales visuales o sonoras.

Este tipo de cerradura puede configurarse para tener una o más llaves, y algunas incluso cuentan con una llave de anulación de emergencia.

También viene con múltiples características de seguridad, incluyendo elementos de seguridad incorporados como medidas antirrobo y batería de reserva.

Otro tipo de cerradura electrónica es la cerradura electrónica retráctil. Este tipo retrae el cerrojo cuando hay un incendio u otra emergencia. También permanecen seguras cuando no hay corriente eléctrica.

Sin embargo, hay que tomar precauciones especiales para garantizar que estos dispositivos sean a prueba de incendios.

Algunos dispositivos requieren una fuente de alimentación independiente para evitar que los incendios accidentales y otras emergencias afecten a su funcionamiento.

Una cerradura electrónica utiliza sistemas sofisticados para proteger las casas y los negocios de los robos. Es similar a una cerradura de llave tradicional, pero no requiere llaves físicas.

Suele tener un código pin para desbloquearla, lo que facilita el acceso a la vivienda si se pierden las llaves.

Tipos de cerraduras electrónicas

Si está buscando una cerradura para su casa, tiene varias opciones. Algunos de estos tipos son la electromecánica, la electromagnética y el cerrojo eléctrico.

Estas son algunas de las diferencias básicas entre estos tipos. Cuando elija una cerradura electrónica para su casa, asegúrese de tener en cuenta cómo se utilizará la cerradura para asegurarla.

Electromagnética

Las cerraduras electrónicas electromagnéticas son una gran alternativa a las cerraduras convencionales para puertas. Son muy duraderas y pueden funcionar desde lugares remotos.

Además, no necesitan piezas móviles para abrirse, lo que las hace más duraderas que las cerraduras convencionales.

Una desventaja de las cerraduras electromagnéticas es que no pueden funcionar cuando se corta la corriente eléctrica.

Por lo tanto, si vive en una zona en la que se producen cortes de electricidad con regularidad, puede considerar una cerradura alternativa que funcione con una batería.

Estas cerraduras electrónicas son fáciles de instalar. También son adecuadas para las puertas que se abren hacia fuera. Vienen con soportes de montaje que permiten empotrarlas en las puertas abatibles.

Sin embargo, debe asegurarse de instalarlas en el lado seguro de la puerta. La mayoría de las cerraduras magnéticas se montan en superficie, pero si necesita un montaje empotrado, puede elegir un diseño de montaje empotrado.

Las cerraduras electromagnéticas no requieren cableado y pueden ser instaladas rápida y fácilmente por un contratista experto. Su funcionamiento es menos costoso que el de los bombines convencionales.

Las cerraduras electrónicas electromagnéticas pueden utilizarse en edificios comerciales y no interactúan con los herrajes de la puerta. Sin embargo, requieren un botón de apertura independiente para funcionar.

Cuando una persona pulsa el botón, corta la alimentación de la cerradura y la deja desbloqueada durante 15 o 30 segundos. Este desbloqueo es requerido por el código de incendios.

Las cerraduras electrónicas electromagnéticas también son muy duraderas. Cuando se encienden, las cerraduras electromagnéticas crean un campo magnético alrededor de la placa de la armadura de la puerta.

Al estar alimentadas por electricidad, también son seguras para utilizarlas como salidas de emergencia, ya que la cerradura se desbloquearía si se produjera un incendio.

Siempre que la puerta esté bien instalada, las cerraduras electromagnéticas son fiables y seguras. Sin embargo, su instalación requiere cierto esfuerzo.

Electromecánicas

Tanto las cerraduras electromecánicas como las electrónicas están disponibles para los sistemas de seguridad y control de acceso del hogar.

Estos dispositivos son programables y pueden utilizar diversas técnicas para comunicarse con el usuario. Una cerradura electrónica típica utiliza una llave 112 para transmitir datos al lector 202.

Estos datos pueden ser codificados en cualquier formato deseado y almacenados en un circuito electrónico. Para desbloquear una cerradura, el lector 202 debe tener la capacidad de leer la información almacenada en el circuito electrónico.

Estos productos están ganando terreno en el mercado, siendo las cerraduras electromecánicas el segmento de mayor crecimiento del mercado de control de accesos.

Según el informe, este crecimiento se atribuye a la necesidad crítica de seguridad contra intrusiones. Además, la proliferación de la construcción residencial y comercial ha impulsado la demanda de componentes de cierre electromecánicos.

Las cerraduras electromecánicas y electrónicas tienen varias ventajas sobre las cerraduras mecánicas tradicionales.

Por ejemplo, una cerradura electromecánica tiene la ventaja de ser autoalimentada, ya que el mecanismo puede instalarse en un espacio reducido sin necesidad de energía externa.

Además, se puede instalar un cilindro de llave electromecánico estándar en la caja de la cerradura, mientras que la caja de la cerradura existente se puede dejar sola.

A parte, el circuito electrónico garantiza que se genere suficiente energía eléctrica para que la cerradura proporcione una acción adecuada.

Cerradura eléctrica

Si está pensando en instalar una cerradura electrónica en su casa o negocio, querrá asegurarse de elegir el tipo adecuado.

Estas cerraduras eléctricas son una forma sencilla de abrir las puertas sin tener que manejar llaves u otros dispositivos mecánicos.

Las cerraduras eléctricas de cerrojo, como las de FPC, pueden ayudarle a implementar la entrada sin llave sin la molestia de tener que manejar varias llaves.

Los cerrojos eléctricos también pueden soportar los efectos corrosivos de los elementos exteriores, lo que los convierte en una buena opción tanto para entornos interiores como exteriores.

A la hora de elegir un cerrojo electrónico, es importante escoger uno que combine con la estética general de su casa.

La forma, el acabado y el teclado pueden influir en el aspecto general de la puerta. También puede tener en cuenta la llave manual que viene con el dispositivo.

Las llaves manuales pueden ser útiles en situaciones en las que la batería del teclado se agota. Sin embargo, las llaves manuales también pueden hacer que su cerradura sea más vulnerable al forzamiento.

Utilizar un cerrojo con características de seguridad incorporadas le ayudará a sentirse más seguro y protegido en su hogar.

Códigos numéricos o alfanuméricos

A la hora de elegir un código de acceso para sus cerraduras electrónicas, la elección depende de usted. Puede elegir entre códigos alfanuméricos o numéricos.

Los códigos alfanuméricos son más difíciles de adivinar y es menos probable que un ladrón los descifre. Sin embargo, los códigos alfanuméricos tienen algunas desventajas.

Para empezar, los códigos alfanuméricos son más difíciles de escribir y recordar que los numéricos.

Puede utilizar un código alfanumérico para una sola cerradura, o puede utilizar una combinación de letras y números para controlar más de una puerta.

Un buen consejo es asegurarse de que la combinación es única y no aparece en otras cerraduras, servicios o sitios web. Tampoco es posible conseguir este código mediante ingeniería social o intentos de phishing.

También puedes utilizar un sistema de llave maestra. Este tipo de sistema funciona combinando una llave maestra con un conjunto de llaves que accionan varias cerraduras.

Las llaves maestras suelen ser idénticas a las demás y sólo se diferencian por su corte. Además, se pueden duplicar las llaves maestras como cualquier otra llave, estampándolas con caracteres específicos. De este modo, sólo las personas autorizadas pueden acceder a sus cerraduras.

Mando a distancia

Un mando a distancia para las cerraduras electrónicas puede ser un excelente elemento de seguridad. Facilita la prevención de visitas no deseadas a su propiedad y puede ayudar a evitar robos.

Estas cerraduras se controlan mediante una aplicación que se comunica con el dispositivo a través de Internet. Esto significa que el dispositivo puede ser difícil de controlar en zonas con poca señal.

Esto también significa que puede ser vulnerable a la piratería. Los piratas informáticos han desarrollado formas de descifrar las señales encriptadas, por lo que es importante proteger las cerraduras de las puertas con un software de seguridad.

Un mando a distancia para cerraduras electrónicas le permite abrir la puerta a distancia desde cualquier lugar de su casa. Las ventajas de una cerradura de puerta a distancia superan con creces sus inconvenientes.

El uso de uno elimina la necesidad de dejar las compras y depender del teléfono para desbloquear. Incluso es compatible con un teléfono inteligente, por lo que es una gran opción para las personas con discapacidad.

Aunque un mando a distancia para cerraduras electrónicas tiene sus inconvenientes, es una excelente opción para cualquiera que quiera mantener un alto nivel de seguridad.

Mientras que algunos tipos de cerraduras sin llave requieren un punto de control remoto en la puerta, otros utilizan tecnología de radiofrecuencia y no requieren un punto de control remoto.

Estas cerraduras son especialmente convenientes para las personas que están siempre en movimiento y tienen poco tiempo.

Algunas de estas cerraduras electrónicas también incluyen la tecnología anti-salto de código, que impide que usuarios no autorizados utilicen un mando a distancia para desbloquear la puerta. Estas cerraduras electrónicas también pueden aceptar hasta 15 mandos a distancia diferentes.

Tarjeta RFID

Una tarjeta RFID es un pequeño chip que funciona con un sistema de comunicación inalámbrico. Estos chips se utilizan para abrir cerraduras electrónicas y pueden programarse con códigos fijos o dinámicos.

También pueden programarse para permitir la distribución de llaves ad-hoc. Para crear una cerradura RFID, necesitará un módulo lector RFID.

Una cerradura de puerta RFID está diseñada para eliminar la necesidad de llaves, y sólo requiere un código específico para abrir la puerta.

Estos dispositivos pueden almacenar numerosos usuarios, y pueden desbloquearse automáticamente en caso de emergencia.

Estos aparatos también notifican al propietario si se intenta una entrada no autorizada. Y, si usted es un administrador de propiedades, las cerraduras de puerta RFID pueden simplificar enormemente su trabajo.

Estas cerraduras también pueden utilizarse en propiedades comerciales. A diferencia de las cerraduras de puertas mecánicas, las cerraduras RFID pueden hacer un seguimiento de quién entra y sale de un edificio, e incluso registrar qué personas han abierto la puerta.

Una buena cerradura de puerta RFID también tendrá un sistema de control estable y una buena base de datos. Una cerradura de puerta inteligente con RFID no está pensada para sustituir a las cerraduras mecánicas, pero puede ser un gran complemento para las medidas de seguridad de una propiedad comercial.

Otro tipo de cerradura electrónica para puertas es la cerradura RFID para hoteles. Combina un interruptor mecánico y un lector de tarjetas RFID fuera de la puerta.

Las cerraduras de hotel con tarjeta RFID son eficientes desde el punto de vista energético, flexibles y fáciles de manejar. Las tarjetas RFID funcionan sin pilas y no requieren contacto físico.

Llaves electrónicas

Cuando se trata de la seguridad del hogar, las cerraduras electrónicas son una gran opción. Estas cerraduras no utilizan llaves físicas que pueden perderse o ser robadas fácilmente, y sólo requieren una clave de acceso y pilas.

Sin embargo, no son infalibles. Hay que tener en cuenta que la llave sigue siendo necesaria para abrir la puerta en caso de corte de luz, por lo que siempre hay que llevar pilas de repuesto o una llave de repuesto.

Las cerraduras electrónicas utilizan «llaves inteligentes» especiales. Estas llaves no son como las tarjetas tradicionales.

En su lugar, estas llaves están hechas de un polímero duradero que tiene un chip informático en el arco y contactos en la hoja.

Cuando se introduce la llave en la cerradura electrónica, ésta lee el chip de la llave y decide si concede o no el acceso.

Como la llave está programada con la información que recibe, cada vez que se inserta, la cerradura podrá identificar a la persona que intenta entrar en el edificio.

Otro tipo de cerradura electrónica es la de teclado. En este tipo, el llavero está programado para enviar un código temporal cuando el usuario intenta introducir la combinación en la cerradura.

Además, algunos teclados limitan el tiempo que el usuario puede introducir cada código. Otra ventaja de las cerraduras con teclado es que no necesitan pilas para funcionar.

La mayoría de los teclados funcionan con pilas y se pueden programar para dar códigos temporales o limitar el tiempo entre cada código.

Banda magnética

Las cerraduras electrónicas de banda magnética utilizan una banda magnética que se asemeja a una tarjeta de crédito.

Cuando la banda magnética se sostiene frente a la cerradura, una antena en el lector de tarjetas capta una señal electromagnética. El lector funciona con pilas y tiene una duración de 12 a 18 meses.

Las cerraduras electrónicas de banda magnética son muy cómodas, pero tienen algunos inconvenientes. Suelen fallar por desmagnetización, que es cuando la banda entra en contacto con la batería y deja de funcionar correctamente.

Las tarjetas de banda magnética tienen códigos incrustados que son descodificados por un lector de banda magnética. Pueden leer el número desde una distancia de varios centímetros y pueden leerse a través de la ropa.

También son inutilizables si se dañan o son robadas. Añadir un sistema de control de acceso a un edificio reducirá el riesgo de robo, protegerá la propiedad intelectual y mejorará la gestión del personal.

Las cerraduras electrónicas de banda magnética son una gran opción para las empresas. Pueden programarse para permitir el acceso a determinados grupos.

Incluso se puede programar una tarjeta para que coincida con varios lectores para diferentes áreas. Por ejemplo, puede tener una zona exclusiva para el personal en la que los lectores de tarjetas sólo respondan a las credenciales del personal.

Bluetooth o wifi

A la hora de elegir una cerradura electrónica, considere si quiere optar por Bluetooth o wifi. Las cerraduras Bluetooth pueden conectarse directamente a tu teléfono y no necesitan un concentrador.

Estos dispositivos suelen tener una pequeña batería que dura alrededor de un año. Las cerraduras Bluetooth tienen un alcance de unos 150 metros, lo que puede ser suficiente si estás en casa, pero si te alejas demasiado de ella, es posible que no puedas controlar la cerradura.

Las cerraduras con Bluetooth suelen tener un indicador de duración de la batería y un sonido de aviso. También permiten actualizar el nivel de batería durante el desbloqueo por Bluetooth.

Estas cerraduras también pueden funcionar con una batería de reserva de 9 V y una llave mecánica. Las cerraduras Bluetooth también pueden controlarse de forma remota a través de una pasarela de Internet, lo que le permite controlar el dispositivo desde cualquier parte del mundo.

Esto puede ser increíblemente cómodo si ha extraviado las llaves o necesita un acceso temporal a su casa.

Aunque la conectividad Bluetooth es útil para muchas aplicaciones, muchas cerraduras inteligentes también tienen un puerto de llave tradicional, lo que facilita la transición desde las cerraduras convencionales.

Las cerraduras inteligentes con Bluetooth pueden cerrarse automáticamente cuando no estás en casa.

Datos biométricos

Los datos biométricos se utilizan para identificar la identidad de una persona y facilitar el acceso a sus bienes personales de forma rápida y sencilla.

Esta forma de autenticación puede garantizar altos niveles de precisión y seguridad porque los datos biométricos nunca pueden perderse, intercambiarse o falsificarse.

Además, los datos biométricos no pueden copiarse ni manipularse, lo que supone una importante ventaja. Se cree que esta tecnología es el siguiente paso hacia un futuro seguro y eficiente de las cerraduras electrónicas.

Las cerraduras biométricas son cada vez más populares como forma de mejorar la seguridad. Estas cerraduras eliminan las tarjetas y las llaves físicas, añadiendo un nuevo nivel de seguridad.

Muchas propiedades residenciales y comerciales están haciendo la transición a dispositivos basados en la biometría.

Algunas de estas cerraduras utilizan un sistema biométrico multimodal que incluye varios dispositivos biométricos superpuestos para lograr un sistema de seguridad más sólido.

La tecnología es flexible y escalable. Esto hace que sea fácil de integrar con los sistemas existentes, como los sistemas de control de acceso y los servicios de identidad.

El software también proporciona paneles de análisis, que son útiles para el seguimiento y la supervisión de la seguridad. Además, también puede proporcionar datos valiosos sobre los intentos de entrada fallidos.

Ventajas de las cerraduras electrónicas en las puertas

El uso de cerraduras electrónicas en las puertas tiene varias ventajas. En primer lugar, son más seguras que las cerraduras mecánicas. La tecnología que las sustenta le permite saber quién y cuándo abre las puertas.

También puede bloquear el acceso de determinadas personas a zonas específicas, lo que ayuda a evitar el robo accidental de equipos.

Además, puede hacer un seguimiento de la hora de desbloqueo de una puerta, lo que puede ayudarle a localizar al empleado responsable del robo.

Taladrar es menos costoso que forzar

Taladrar una cerradura es un método de entrada destructivo, y sólo debe utilizarse en las circunstancias más extremas. Si tiene éxito, dañará el mecanismo de la cerradura y será necesario sustituirla.

El taladro debe ser el último recurso, y un cerrajero debe considerar varios factores antes de hacerlo. También deben tomar las medidas necesarias para evitar que la cerradura sufra más daños.

El primer paso es discutir el problema con el cliente antes de taladrar la cerradura. Nunca se debe presionar al cliente para que conceda al cerrajero permiso para taladrar la cerradura.

Debe entender que este procedimiento no es una opción barata, y el cerrajero debe explicar la situación claramente para obtener su permiso.

Aunque taladrar es menos caro que forzar cerraduras electrónicas, no es una buena solución para una cerradura de alta seguridad. Para una cerradura de este tipo, se puede encontrar un sustituto.

Las cerraduras electrónicas son más seguras que las mecánicas

Las cerraduras electrónicas son más seguras que las mecánicas en muchos aspectos, pero también tienen algunos inconvenientes.

Para empezar, son susceptibles de funcionar mal y tienen menos resistencia a la humedad que las cerraduras mecánicas.

Además, tienen el inconveniente de que hay que taladrarlas para abrirlas. Estas limitaciones se compensan con su mayor durabilidad. Sólo el 3% de las cerraduras electrónicas fallan en un periodo de 10 años.

Aunque la seguridad de las cerraduras electrónicas suele ser mucho mayor, las cerraduras mecánicas siguen siendo susceptibles de ser pirateadas. Un ladrón profesional suele poder abrir una cerradura mecánica en quince minutos.

La cerradura también es lenta de manejar y puede requerir un mantenimiento constante si los bombines se desajustan. Además, necesitará un cerrajero para cambiar el código si necesita cambiarlo.

Una cerradura electrónica puede ser más cómoda de manejar. Una cerradura electrónica tiene un teclado para introducir un código y es más fácil de manejar que una cerradura mecánica.

Una cerradura electrónica también puede programarse para establecer un breve retardo, lo que puede ayudar a disuadir a los ladrones.

Otra ventaja es la posibilidad de utilizar sensores biométricos o de huellas dactilares para abrir la cerradura. Una cerradura electrónica también es más fácil de mantener y puede ser revisada por el usuario.

Algunas cerraduras electrónicas tienen iluminación incorporada, por lo que se pueden utilizar incluso de noche

Seguridad personalizada

Existen diversas opciones para personalizar la seguridad de las cerraduras electrónicas. Algunas utilizan la biometría para verificar la identidad de una persona.

Otras se basan en una combinación de números y letras para identificar al usuario. La mayoría de las cerraduras electrónicas utilizan de cuatro a seis dígitos. Algunas incluso están conectadas a un smartphone o a un asistente digital personal.

Las cerraduras electrónicas tienen la ventaja añadida de poder comunicarse con otros dispositivos. Las cerraduras Schlage Encode y Sense, por ejemplo, pueden conectarse a un sistema de control de acceso basado en la nube para supervisar y controlar el acceso.

La Schlage Encode también incluye una alarma integrada. Algunos de estos sistemas utilizan una combinación de biometría, magnetismo y motores para garantizar la seguridad de una propiedad.

Confort

Para quienes se preocupan por la seguridad, las cerraduras electrónicas pueden ser una valiosa inversión. Estas cerraduras disponen de botones o de un teclado que el usuario puede utilizar para abrir y cerrar la puerta.

Estas cerraduras también pueden configurarse para enviar una alerta a los padres a través de su teléfono móvil si un niño entra o sale de la casa.

Algunos de los modelos más recientes también cuentan con entrada sin llave. Esta función puede ser de gran ayuda en caso de apuro o cuando el usuario no tiene tiempo de buscar una llave.

Las cerraduras electrónicas también son convenientes si tiene visitantes frecuentes o comerciantes. Estas cerraduras le permiten establecer un código único que sólo usted puede utilizar.

También puede programar un periodo de tiempo para que el código sea válido. Las empresas utilizan cada vez más las cerraduras electrónicas para proteger sus instalaciones del acceso no autorizado.

Monitorización

Las cerraduras electrónicas tienen muchas ventajas. Por ejemplo, pueden programarse para que sólo se abran para determinados usuarios o comerciantes.

También se pueden programar para que sólo funcionen durante determinados días o periodos de tiempo. Esto puede convertirlas en una solución perfecta para las empresas que tienen entregas frecuentes y comerciantes que entran y salen. También pueden utilizarse para proteger documentos y medicamentos en los armarios.

El uso de cerraduras electrónicas tiene algunas desventajas. Las llaves físicas pueden no ser tan seguras como las electrónicas. Es posible que un ladrón pueda observar la entrada de su código.

Además, las cerraduras electrónicas pueden desgastar los botones con el tiempo. Es una buena idea cambiar los códigos de acceso de vez en cuando. Las cerraduras electrónicas también pueden ser más caras que las tradicionales.

Las cerraduras electrónicas también pueden facilitar a las empresas el control de los empleados. Pueden ayudar a los empresarios a controlar quién entra y sale y si está trabajando.

Incluso pueden establecer diferentes niveles de seguridad para diferentes empleados. La posibilidad de controlar las actividades de una persona puede ayudar a prevenir cualquier percance.

Comodidad

Cuando se trata de comodidad, las cerraduras electrónicas se llevan la palma. Para empezar, no necesitan una llave para abrir la puerta.

Esta es una ventaja importante, especialmente en una instalación con muchas puertas. Además, no requieren una llave distinta para cada puerta, lo que significa que sólo hay que ocuparse de una llave.

Las cerraduras electrónicas también pueden configurarse fácilmente para satisfacer sus necesidades. Muchas de ellas cuentan con la capacidad de Bluetooth que les permite emparejarse con un sistema de control de acceso.

Esto significa que puede controlar quién puede acceder a determinadas puertas y cuándo. La cerradura también registra quién entra y quién sale.

Puede cambiar fácilmente los derechos de acceso de los miembros de su familia o de sus invitados sin cambiar el sistema de cierre mecánico.

Además, las cerraduras electrónicas están disponibles en muchos diseños y colores, por lo que puede encontrar un estilo que combine con su interior.

Muchas cerraduras electrónicas se manejan mediante una pantalla táctil o un teclado electrónico. Algunas también están equipadas para comunicarse con teléfonos inteligentes, tabletas y dispositivos conectados a Internet.

Muchos modelos de cerraduras electrónicas, como las de Weiser, le permiten establecer códigos temporales que le permiten desbloquear su puerta sin necesidad de una llave. Algunas incluso te envían una alerta cuando alguien intenta utilizarlas.

Desventajas de las cerraduras electrónicas

Las cerraduras electrónicas tienen algunas desventajas. Pueden ser poco fiables y perder energía rápidamente, lo que no es deseable para un uso intensivo.

Debe decidir si necesita esta tecnología para su negocio y si puede permitirse utilizarla. Aunque las cerraduras electrónicas son cómodas y ofrecen una seguridad avanzada, las cerraduras tradicionales también tienen sus ventajas.

Riesgos para la seguridad

Aunque las cerraduras electrónicas tienen muchas ventajas, también conllevan algunos riesgos de seguridad. Como estas cerraduras están conectadas a Internet, los piratas informáticos pueden acceder fácilmente a ellas.

Esto puede dejar su casa desprotegida. Los riesgos de utilizar cerraduras electrónicas también se extienden a las redes domésticas.

Por ejemplo, los hackers pueden tropezar fácilmente con sus cerraduras inteligentes cuando intentan acceder a su cuenta bancaria.

Además, los niños y los invitados pueden jugar con estos dispositivos, haciéndolos vulnerables a la piratería.

Mientras que las cajas fuertes de alta seguridad para armas están diseñadas para ser difíciles de violar, las cajas fuertes para consumidores no lo son.

Los piratas informáticos pueden burlar sus cerraduras electrónicas analizando las fluctuaciones de energía o el tiempo que se tarda en realizar las operaciones.

Esto se conoce como ataque de canal lateral. Esta técnica permite a los hackers recuperar gradualmente las claves de cifrado y los códigos de acceso de la cerradura.

Un estudio reciente descubrió que un fallo en el código de una cerradura de puerta Z-Wave podría permitir a los hackers desbloquear la puerta de forma remota desde el exterior.

Esta vulnerabilidad no fue explotada en el estudio, pero podría arreglarse con una actualización del chip o del firmware.

Coste

El uso de cerraduras electrónicas en un edificio es una buena manera de evitar visitas no deseadas. Estas cerraduras utilizan un código para abrirse, impidiendo la entrada forzada.

También pueden controlarse mediante un teclado o una tarjeta de acceso. Pueden instalarse fácilmente y requieren pocas modificaciones en el edificio. Sin embargo, los costes varían.

El coste de la instalación de una cerradura inteligente depende de la marca y el tipo. La cerradura inteligente Latch, por ejemplo, puede costar hasta 450 dólares, dependiendo de las características y accesorios.

Esta cerradura es una de las más sofisticadas del mercado e incluye opciones de entrada RFID, biométrica y por teclado.

También se integra con los sistemas domésticos inteligentes, lo que la convierte en una excelente opción para un hogar con tecnología inteligente.

El coste medio de una cerradura inteligente ADT es de entre 150 y 300 dólares, dependiendo del modelo. La cerradura inteligente ADT tiene un montón de grandes características, incluyendo el acceso móvil y las alertas de texto en vivo. También se integra con otros productos de ADT.

Pueden ser pirateadas

Según un nuevo estudio, las cerraduras electrónicas pueden ser pirateadas. Los investigadores han encontrado formas de burlar el cifrado utilizado en estas cerraduras y desbloquear las puertas.

Uno de los métodos se conoce como ataque de fuerza bruta, y se tarda unos 85 minutos en descifrar los cuatro primeros números de una cerradura.

Sin embargo, hay formas de evitarlo. En primer lugar, puede intentar restablecer el código maestro. Esto eliminará los códigos existentes, permitiéndole introducir uno nuevo.

Otra forma de proteger tu casa de los robos es instalar una cerradura de reserva. En caso de que la cerradura inteligente falle, puede utilizar una cerradura estándar no inteligente en la otra puerta.

Independientemente de su elección, las cerraduras inteligentes son vulnerables a la piratería, por lo que es importante comprobar el historial y la reputación de la empresa antes de instalarlas.

Los investigadores han descubierto un fallo en el código utilizado por un fabricante de cerraduras para puertas. El fallo reside en la forma en que el fabricante implementa el protocolo de asociación de nodos seguros Z-Wave.

Esta vulnerabilidad hace posible que un hacker pueda desbloquear la puerta desde el exterior. Por suerte, el fallo no está relacionado con el protocolo de seguridad AES de Z-Wave, lo que significa que podría arreglarse con una actualización del chip o del firmware.

Call Now ButtonLlama ya! Disponble 24/7